18 DE DICIEMBRE DE 1118

La conquista de Zaragoza por los almorávides


El 18 de diciembre de 1118 Alfonso I el Batallador entraba en la ciudad de Zaragoza. La conquista de esta plaza clave del reino de Aragón había sido el objetivo principal del monarca desde su separación de doña Urraca. Liberado de tormentos conyugales, poco compatibles con su educación guerrera y costumbres monásticas, el Rey pudo centrarse en la guerra y desde entonces su poder de intimidación no hizo más que crecer.
     La toma de Zaragoza adquirió tintes de auténtica cruzada. En Toulouse se celebró un concilio al que acudieron obispos de Aragón y Navarra, junto a los de la Francia meridional, para proclamar la guerra santa contra el enemigo almorávide. Un gran ejército de cruzados francos se presentó ante las puertas de Zaragoza. Alfonso I se reunió con ellos para ponerse al frente de las huestes. Las murallas de la plaza habían ganado fama de inexpugnables, pero los cruzados manejaban pesada maquinaria de guerra, altas torres y catapultas, perfeccionadas durante la verdadera Cruzada de Oriente.
     El asedio se prolongó durante semanas. Los sitiados comenzaron a quedarse sin víveres, pero los atacantes sentían también el castigo de su incesante empuje. La preocupación de Alfonso I era la protección del cerco ante un posible ataque desde el exterior. A pesar de sus precauciones, el gobernador de Granada, Abdalá ben Mazdalí, pudo acudir en socorro de la ciudad, aunque su entrada a la desesperada sólo le serviría para morir mes y medio más tarde. Sin confianza ya en ninguna clase de auxilio, Zaragoza inició las negociaciones de capitulación, que al entender de los cronistas musulmanes, fue muy ventajosa para los rendidos, que pudieron conservar sus propiedades, su religión e incluso su estructura de gobierno. El 18 de diciembre Alfonso I entraba, triunfal, en la ciudad. A su conquista seguirían las de otras ciudades, como Tudela, Tarazona y Épila, y poco después Calatayud y el margen derecho del Ebro. Ante el acero de Alfonso I los almorávides ya no parecían tan fieros y la Reconquista, la que habría de ser la gran cruzada de Occidente, pudo avanzar firme por tierras aragonesas.

Otras efemérides de este día que deberías conocer:
1643  Nace Antonio Stradivarius, famoso constructor de violines italiano.
1754  D’Alembert ingresa en la Academia Francesa.
1879  Nace Paul Klee, pintor suizo.
1936  Fallece el inventor Leonardo Torres Quevedo.
1936  León Trotski es admitido en México en calidad de refugiado, tras un peregrinaje de nueve años por diversos países.

0 comentarios:

portada

Pedro García Luaces

Seguidores

Se ha producido un error en este gadget.
Con la tecnología de Blogger.